domingo, 28 de septiembre de 2014

Copa de placer


Bebamos toda la noche de esta copa,
que nada nos prive del placer de la ebriedad,
que no haya fantasías sin cumplirse, ni fuegos sin apagarse,
bebamos esta noche de la copa de la lujuria,
continuemos con la botella de pasión y perdamos
totalmente el control, caigámonos rendidos,
desinhibidos y volvamos a beber una copa más,
una copa más de deseos dormidos, oscuros quizás
y hagamos esta noche digna de recordar,
mientras dure el éxtasis, tinte rojo en el fondo del cristal,
mientras duren las ansias de placer y algo más...




No hay comentarios:

Publicar un comentario